De lo peor

Repudio de toda la comunidad a la represión del 8M en Jujuy

"Es una vergüenza nacional e internacional", señalaron desde distintos sectores.

QPJ Política

Se extiende el repudio al operativo policial desarrollado este miércoles durante la marcha por el Día Internacional de las Mujeres con el que el Gobierno de Gerardo Morales. Con policías mujeres y la utilización de perros y escudos, se pretendió impedir que se realizara el tradicional acto en la puerta de la Casa de Gobierno. De todos modos, la columna de mujeres atravesó el vallado humano y logró su objetivo. Hubo algunas heridas leves.

Como cada año, este 8 de marzo las manifestantes se convocaron en la plaza Belgrano para marchar desde allí por el centro de la ciudad y regresar luego para hacer la lectura del documento en la puerta de la Casa de Gobierno.

Ya desde temprano se veía que el operativo policial tenía un objetivo: impedir el desarrollo de la movilización. En diálogo con El Submarino Radio (FM Conectar 91.5), Mariana Vargas, abogada referente de la Multisectorial de Mujeres y Disidencias de Jujuy, contó: «Habíamos contratado un sonido para pasar música, para la lectura del documento y para que hablaran compañeras. Pero lo corrieron al sonidista, lo asustaron. Nos quedamos sólo con los megáfonos".

En el momento de iniciar la movilización, la policía trató de evitar que ocuparan la calle San Martín. Pero el cerco fue desbordado y comenzó la marcha.

De regreso, se encontraron con un vallado humano compuesto de mujeres policías con perros y escudos. "Absurdamente, no querían que llegáramos a la vereda de la Casa de Gobierno. Pero igual lo logramos", relató la abogada.

Lo lograron, sí, pero después de momentos de máxima tensión. A la propia Vargas, a Nora Ferreyra, de la Red por el Derecho a la identidad de Abuelas de Plaza de Mayo, y a Mónica Cunchila, la madre de Iara Rueda, víctima de femicidio, las tiraron al suelo.

"No vamos a permitir que nos saquen de la calle y eso se lo demostramos ayer. Morales no nos va a atemorizar", afirmó Vargas.

En la mañana de este jueves, la Multisectorial convocó a una conferencia de prensa en Tribunales, adonde se concentraron para acompañar a Mónica Cunchila en la audiencia preliminar del juicio por el femicidio de su hija. En referencia a los hechos de ayer, Verónica Aramayo, referente de Apuap, repudió "la prepotencia y la provocación que sufrimos las mujeres de Jujuy en un día histórico".

"Desde Bangladesh a Nueva York, desde Ushuaia a la China, las mujeres marchan en las calles cada 8 de marzo. En el único lugar donde se impide marchar a las mujeres el 8 de marzo es en la república de Jujuy dirigida por Gerardo Morales", indicó la sindicalista.

"Nos trataron con maldad -describió a su vez Cunchila-. Muchas terminamos golpeadas. A una señora de 70 años la tiraron contra una bicicleta y quedó muy golpeada. Otra señora terminó con el brazo lastimado".

Desde las organizaciones de mujeres repudiaron el hecho de que funcionarios y funcionarias del gobierno conmemoran el 8 de marzo a través de acciones institucionales de supuesto reconocimiento, y luego se utiliza a la fuerza policial para impedir que se realice la marcha tradicional.

"Con estas cosas se legitima la violencia y después nos tiran agua desde los edificios mientras estamos marchando. El gobernador promueve la violencia y la misoginia, pero no bajamos las banderas", dijo Vargas.

La presencia de personal policial femenino también fue materia de interpretación. "No vamos a permitir que un violento mande a las mujeres policías que también sufren la discriminación dentro de la fuerza, que cobran menos que los varones, que son violadas por sus jefes y compañeros", señaló la abogada, y precisó que hay "un montón de causas donde las mujeres denuncian las situaciones que padecen dentro de la fuerza".

"La lucha de las mujeres es una lucha de todas que también las incluye a ellas", agregó.

Por su parte, Marcia Baranovsky, de la Fundación Siglo XXI, destacó que "llamó la atención que nos enfrentaran mujeres contra mujeres". Y reflexionó: "Esas policías son chicas jóvenes que podrían ser nuestras hijas. Estaban asustadas. El enfrentamiento entre mujeres es algo maquinado por una mente muy perversa".

En un documento, la Multisectorial de Mujeres y Disidencias de Jujuy advierte: "Nuestro movimiento no tiene techo, y no será MORALES quien lo trate de imponer. Repudiamos y llamamos a la reflexión al gobernador y a los jefes varones de la policía que mandan a las mujeres policías (también discriminadas y violadas dentro de la propia fuerza) a enfrentarse con nosotras, que seguimos reclamando por la igualdad y contra la violencia machista que nos mata".

Organizaciones sindicales, sociales, políticas y de derechos humanos expresaron su repudio a los actos represivos de este miércoles.

El Sindicato de Empleados y Obreros Municipales (SEOM) Jujuy calificaron el hecho como un «despliegue artero y provocador de efectivos policiales».

También repudió lo ocurrido la organización Abogados y Abogadas del Noroeste Argentino en Derechos Humanos y Estudios Sociales (Andhes), que aseguró que "el operativo policial evidenció falta de criterios mínimos en el manejo y uso de la fuerza" y "una estrategia tendiente a la provocación y al conflicto".

El partido provincial Arriba Jujuy, de la diputada nacional Carolina Moisés, afirmó en sus redes que Morales «enfrentó mujeres contra mujeres, poniendo en esa tarea a la policía femenina a la que somete con el mismo maltrato y sumisión».

«Estamos frente a una muestra más de cómo su gobierno que pregona la paz, dibujando un relato que no cuenta la Jujuy verdadera. Sólo sabe recurrir a la violencia institucional, buscando silenciar esas voces, imponiendo el miedo y el uso de la fuerza pública», completó.

Esta nota habla de:

Comentarios

  • Vane

    Sus derechos empiezan donde terminan los de los demás. Ej: Libertad de circular

    Ver más

    Responder

Tucomentario

Nombre

Más de Politica

¿Quiere recibir notificaciones?
Suscribite a nuestras notificaciones y recibí las noticias al instante