Un horror

Lo conoció chateando, se puso de novia, lo fue a visitar a la cárcel y casi la mata: "Tenía una..."

La mujer quedó aterrada y pide medidas de seguridad ante la inminente salida transitoria del preso.

QPJ Policiales

Lo que empezó como un amor platónico terminó materializándose en una pesadilla. Una mujer conoció a un hombre por Facebook, al poco tiempo corroboró que estaba preso y cuando lo fue a visitar a los cinco meses al Penal 49 de Junín (provincia de Buenos Aires) sufrió una brutal agresión de su "pareja virtual" que casi le provoca la muerte.

Según publicó El Liberal, el hombre en cuestión cumple condena por ocho años y medio de prisión, por ejercer violencia de género contra su expareja y por "haber intentado matar a su excuñado", contó Analía, la pareja del interno que en los últimos días también lo denunció por golpes, y ahora "teme por su vida", ya que él está próximo a obtener las salidas transitorias por buena conducta.

El ataque se dio cuando ella lo visitó en la cárcel el pasado sábado, le pidió que le muestre fotos de su hijo, se dio cuenta que tenía una cuenta trucha en la red social fundada por Mark Zuckerberg en la que tenía una foto con otra mujer.

Según el relato de la protagonista, le quitó el celular de las manos y salió corriendo hacia los baños de las instalaciones penitenciarias. Fue allí donde se produjo el asalto que casi termina en tragedia.

"Me agarró de atrás de los pelos, me apretó muy fuerte el cuello y creí que me mataba. Ahí no hay cámaras, logré zafarme cómo pude y volví corriendo al salón. Le dije que me quería ir y me dijo ?no te vayas o vas a ver lo que te pasa afuera'", narró la presunta víctima.

La mujer logró zafar de la agresión del recluso y, al instante después de salir de la prisión, realizó la denuncia correspondiente contra su pareja. Sin embargo, la violenta secuencia no concluyó allí.

"Él se enteró de la denuncia y me llamó amenazándome para que la retirara. Él está a punto de recibir las salidas transitorias y tiene la dirección de mi casa. Tengo miedo, no quiero que lo suelten, es peligroso", confesó.

La mujer recordó que comenzaron a chatear por la mencionada plataforma, sin conocerse, y cuando le preguntó el hombre quería visitarla en su casa en Pilar, le contó que estaba privado de su libertad.

"Y cómo yo no quería discriminarlo, decidí darle una oportunidad", relató la mujer, que tuvo que firmar una unión convivencial para poder asistir al servicio penitenciario.

Comentarios

Tucomentario

Nombre

Más de Policiales

¿Quiere recibir notificaciones?
Suscribite a nuestras notificaciones y recibí las noticias al instante