Sociedad
Polémica

Afirman que las naranjas y limones se pudren por la falta de mano de obra para cosechar

Los productores afirman que los trabajadores no quieren ser registrados en la AFIP para no perder los planes sociales.

QPJ SOCIEDAD

Muchas economías regionales localizadas en el interior del país atraviesan una problemática que se viene agravando en los últimos años y no encuentra solución. En plena época de cosecha de los diferentes cultivos no se consiguen trabajadores para realizar las labores. Una realidad que desde sectores afines al Gobierno atribuyen a los bajos sueldos que pagan.

LPO accedió a un video filmado este miércoles por una productora citrícola de la provincia de Misiones en donde muestra cómo se pudren miles de kilos de limones en los árboles de su campo ante la imposibilidad de recolectarlos por falta de mano de obra intensiva.

«No hay gente que quiera hacer los trabajos de cosecha en blanco en un país donde dicen que no hay empleo. En realidad sí lo hay, pero no quieren hacerlo por temor a perder planes sociales«, dijo Ricardo Ragner, productor de la zona de El Dorado y esposo de la mujer que viralizó el video.

«Cuando pedís un DNI para dar de alta a los trabajadores en la AFIP, inmediatamente, perdés contacto con esas personas«, advirtió Ragner. «Los limones se van a pudrir en piso. Esta situación nos afecta a todas las economías regionales del país», agregó el citrícola de 59 años.

En este caso se echaron a perder alrededor de 1,5 millones de kilos de limones y 200.000 kilos de naranjas. Estas cifras equivalen a un monto aproximado de 50 millones de pesos. «Es una lástima porque uno invierte un año antes con la idea de ganar y generar trabajo», indicó Ragner.

El gobernador de Misiones, Oscar Herrera Ahuad, y el propio ministro de Agricultura, Luis Basterra, reconocieron la problemática en mayo pasado en una reunión que tuvieron con yerbateros de Andresito donde se les planteó directamente la imposibilidad de conseguir mano de obra.

«El Estado nos juega en contra. Por un lado nos pide que registremos a los empleados, combatiendo la evasión y la informalidad y, por otro, entrega subsidios para que no trabajen. No existe en ninguna parte del mundo. Hoy hablar de trabajo en la Argentina es mala palabra», señaló Ragner.

Este problema se observa con mayor énfasis en producciones tales como cereza, frutas de carozo, ajo, tabaco, vid, cítricos, pomáceas, yerba, té y olivo, entre otros. Las economías regionales emplean de manera directa a más de 625.000 personas representando un 70% de la mano de obra rural.

La mano de obra en las economías regionales tiene una alta incidencia en los costos de producción, ya que representa entre el 45% y el 75%, según el complejo productivo. En el caso de la actividad vitivinícola un cosechero puede cobrar hasta 6.000 pesos el jornal (a un valor de 100 pesos el tacho).

En el Senado se presentó un proyecto de Ley elaborado por la senadora del Frente de Todos, Nora Del Valle Giménez, que establece la ampliación de la seguridad social de los trabajadores rurales temporarios y permanentes discontinuos de las Pymes de las economías regionales.

Dicha iniciativa toma como ejemplo y antecedente el caso del servicio doméstico que otorga la posibilidad al trabajador de conservar el empleo registrado sin perder el plan social. «Esta sería una solución rápida que nos permita debatir el problema de fondo», admiten cerca de Basterra.

Fuente: La Política Online

Comentarios

Tucomentario

Nombre

Más de Sociedad

¿Quiere recibir notificaciones?
Subcribite a nuestras notificaciones y recibí las noticias al instante