Sociedad
Buenas noticias

La fábrica de alfajores "Grandote" vuelve a abrir sus puertas

"Pasamos días de incertidumbre sin saber qué iba a pasar", la alegría de una cooperativista.

QPJ SOCIEDAD

Luego de una larga lucha por preservar sus fuentes laborales, los trabajadores de la fábrica de alfajores, La Nirva y Alfajor Grandote, ubicada en la localidad de Lomas de Mirador, Partido de La Matanza, consiguieron el permiso y la habilitación del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES) para funcionar como cooperativa.

"Los compañeros de La Nirva estamos llenos de emociones porque ya somos cooperativa. Nos costó empezar este camino de lucha del que no teníamos experiencia, todo nuevo para cada uno de nosotros", publicó una cooperativista en una red social, sin ocultar su alegría: "Pasamos días de incertidumbre sin saber qué iba a pasar".

En agosto, en una de las últimas audiencias que los 65 trabajadores mantuvieron con los expropietarios de la fábrica en el Ministerio de Trabajo, se les había ofrecido el pago de solo el doce por ciento del total de la deuda, que, en ese momento, acumulaba diez meses.

"Parecía imposible, pero, hoy, La Nirva produce por cada trabajador que la puso a funcionar, sin patrón", expresó la trabajadora, en referencia a los meses de pelea por los que atravesaron los empleados, que no bajaron los brazos, a pesar de la deuda que los dueños del lugar mantenían con ellos y de la pandemia, que complicó los tiempos para que saliera la habilitación.


0Comentarios

Tu comentario

Nombre